Sunday, January 19, 2014

El riesgo de cada cosa que hacemos...


Cada día que despertamos, desayunamos y nos vamos a trabajar... cada decisión representa algún riesgo.  El problema es que se nos vaya a olvidar esa realidad y nos volvamos imprudentes: no hay nada de malo con ser "aventurero" pero debemos considerar nuestros límites de riesgo para no exponernos y así exponer a los que apreciamos.

Conoce tus riesgos: hasta en los lugares donde parece no haberlos, los vas a encontrar.